Quantcast
El tiempo en: Jaén
Lunes 15/08/2022
 

Deportes

Bagnaia gana, Espargaró brilla y Quartararo se cae dos veces

El italiano Francesco "Pecco" Bagnaia (Ducati Desmosedici GP22) consiguió la victoria en el Gran Premio de los Países Bajos de MotoGP

Publicidad Ai Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
  • Bagnaia.

El italiano Francesco "Pecco" Bagnaia (Ducati Desmosedici GP22) consiguió la victoria en el Gran Premio de los Países Bajos de MotoGP, tercera de la temporada, en una carrera en la que el español Aleix Espargaró (Aprilia RS-GP) brilló de manera espectacular por su remontada y el líder del mundial, el francés Fabio Quartararo (Yamaha YZRM 1) se cayó por dos veces y acabó sin puntuar.

Bagnaia logró una clara victoria, desde la primera a la última vuelta, por delante de su compatriota Marco Bezzecchi (Ducati Desmosedici GP22) y con el español Maverick Viñales (Aprilia RS-GP), que lograba su primer podio con el fabricante de Noale, justo por delante de Aleix Espargaró, quien se tuvo que salir de pista en la primera caída de Quartararo para salvar la caída "de milagro", regresar a pista decimoquinto y acabar cuarto.

Fabio Quartararo se marcha de vacaciones como líder del mundial pero con sólo 21 puntos de ventaja sobre Aleix Espargaró, en lugar de los 34 con los que llegó al TT Assen.

Sabedor de que la salida podía ser uno de los momentos más importantes de la carrera "Pecco" Bagnaia no falló y enfiló la curva de final de recta en primera posición, el punto en el que Fabio Quartararo cometió un primer error y entró colado, lo que le hizo perder dos posiciones con los españoles Aleix Espargaró (Aprilia RS-GP) y Jorge Martín (Ducati Desmosedici GP22).

Pero Quartararo no estaba dispuesto a perder ni un ápice de terreno y antes de completarse el primer giro había superado tanto a Espargaró como a Martín, pero el de Aprilia tampoco quiso ceder un metro, sabedor de que todo resultado que no le permitiese recortar distancias con el francés no era un buen resultado, le atacó para superarlo nuevamente.

A ritmo de vuelta rápida en el segundo giro de Bagnaia y Espargaró, el grupo se fue estirando muchísimo con todos los favoritos en las posiciones de cabeza y prácticamente trazando una línea recta casi perfecta entre todos ellos, con Fabio Quartararo haciendo la tercera vuelta rápida de carrera en el tercer giro.

La sorpresa llegó en la quinta vuelta, en la curva cinco, en la que Quartararo se fue al suelo y arrastró a Aleix Espargaró, que pudo evitar la caída y regresar a la pista, aunque perdiendo muchas posiciones, decimoquinto, mientras que en el caso de Quartararo también pudo regresar a la competición pero en última posición y muy lejos de la cabeza de carrera.

Quartararo continuó en carrera, pero entró en su taller con la intención de retirarse, pero los responsables del equipo le hicieron volver a pista por si comenzaba a llover y, por alguna casualidad, cambiaba el escenario de la carrera y podía optar a sumar más puntos.

Dirección de Carrera anunció inmediatamente que el incidente iba a ser investigado tras concluir la carrera, lo que podría suponer algún tipo de sanción para el piloto francés, protagonista del incidente al entrar demasiado colado en ese punto.

Por delante, Bagnaia se encontró algo más "relajado", aunque por detrás se fueron acercando el italiano Marco Bezzecchi (Ducati Desmosedici GP22) y Jorge Martín (Ducati Desmosedici GP22), además del surafricano Brad Binder (KTM RC 16) y el español Maverick Viñales (Aprilia RS-GP), un poco más atrás.

En apenas un par de vueltas Aleix Espargaró recuperó dos posiciones, al superar a sus compatriota Alex Márquez (Honda RC 213 V), primero, y Alex Rins (Suzuki GSX RR), después.

En la undécima vuelta Aleix Espargaró ya había colocado su Aprilia RS-GP por delante de Fabio di Giannantonio (Ducati Desmosedici GP21) y se marcaba a Enea Bastianini (Ducati Desmosedici GP21) como siguiente objetivo, con vuelta rápida de carrera incluida en el duodécimo giro.

Nuevo golpe de efecto de Fabio Quartararo, quien en su regreso a pista se vuelve a caer en la curva cinco y la moto le lanza por los aires, esta vez ya sin posibilidad de continuar, aunque el francés pudo abandonar la pista por su propio pie.

A trece vueltas del final, en la vuelta trece, Aleix Espargaró ya era undécimo tras adelantar a Bastianini. Siguiente objetivo Joan Mir (Suzuki GSX RR) y Johann Zarco (Ducati Desmosedici GP22), un segundo y medio por delante de él, pero el de Aprilia era, con diferencia, el piloto más rápido en pista.

La sanción de vuelta larga al japonés Takaaki Nakagami (Honda RC 213 V) permitió a Aleix Espargaró ganar una plaza más y prácticamente ponerse tras la estela de Mir y Zarco, a los que superó en el decimosexto giro y prácticamente uno detrás del otro. Toda una espectacular remontada. Aleix Espargaró era ya octavo.

Nuevo golpe de efecto, una vuelta más tarde los comisarios de pista comenzaron a mostrar bandera blanca por la aparición de una tímida lluvia, pero que habilitaba a todos los pilotos a entrar en talleres para cambiar de moto y utilizar la de configuración de agua.

Por delante de Aleix Espargaró el italiano Bagnaia se mantuvo como firme líder, por delante de Bezzecchi y con Maverick Viñales en posición de podio, tras superar a Jorge Martín.

En el decimoctavo giro Espargaró superó en la variante de entrada a meta a Miguel Oliveira para ocupar la séptima posición, con su siguiente objetivo, Jorge Martín, a más de 3,5 segundo. Difícil pero no imposible hasta el final para el piloto de Aprilia Racing.

Con un ritmo sólo equiparable al del líder de la carrera, quitando más de medio segundo por vuelta a los pilotos que iban por delante de él, Aleix Espargaró consiguió alcanzar a Jorge Martín a dos vueltas del final, aunque adelantarlo ya iba a ser "harina de otro costal".

Una vez más la variante de entrada a meta fue el punto elegido por Aleix Espargaró para superar a Jorge Martín y en donde Maverick Viñales le dio una lección al australiano Jack Miller, que se coló y perdió la posibilidad de pelear por el podio, el primero del español con Aprilia.

Aleix Espargaró no se rindió en la última vuelta y tras superar a Martín puso la "mirilla" en Jack Miller, al que alcanzó a tres curvas del final y de una sola tacada no solo dio buena cuenta del australiano sino que también doblegó al surafricano Binder en un "inmisericorde" adelantamiento en la variante de entrada a la recta de meta para lograr un espectacular cuarto puesto tras Bagnaia, Bezzecchi y su compañero de equipo Viñales.

Jorge Martín fue séptimo, con Joan Mir (Suzuki GSX RR) en la octava posición, su compañero de equipo Alex Rins, décimo, y Alex Márquez en la decimoquinta posición. 

TE RECOMENDAMOS