El tiempo en: Jaén
Sábado 25/05/2024  
Publicidad Ai
Publicidad Ai

Jaén

La UJA muestra la Jerusalén imaginada desde el Renacimiento andaluz

La antigua Escuela de Magisterio de Jaén acoge la exposición 'El Templo de Salomón según Prado y Villalpando. Jerusalén imaginada desde el Renacimiento andaluz'

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Inauguración de la exposición. -

La antigua Escuela de Magisterio de Jaén acoge la exposición 'El Templo de Salomón según Prado y Villalpando. Jerusalén imaginada desde el Renacimiento andaluz', en la que se podrá contemplar la obra 'In Ezechielem explanationes' ('Los comentarios al profeta Ezequiel'), hasta el 30 de junio.

El rector de la Universidad de Jaén (UJA), Juan Gómez; ha inaugurado la muestra, junta al vicerrector de Proyección de la Cultura y Deporte, Felipe Serrano; la directora de Secretariado de Actividades Culturales y del Programa Universitario de Mayores, Marta Torres; la directora de Secretariado de Proyección de la Cultura, María Paz López-Pelaez, y el comisario de la muestra, Luis Rueda.

La exposición se realiza gracias a la colaboración con la Universidad de Granada, cuya biblioteca es la que alberga los libros de este proyecto, obra de obra de los jesuitas andaluces Jerónimo de Prado (Baeza, 1547 - Roma, 1595) y Juan Bautista Villalpando (Córdoba, 1552 - Roma, 1608).

Gómez ha afirmado que 'In Ezechielem explanationes' ('Los comentarios al profeta Ezequiel'), "es, sin lugar a dudas, uno de los libros más fascinantes del Siglo de Oro español", "obra de dos andaluces, el teólogo baezano Jerónimo de Prado, catedrático de la Universidad de Baeza, y del arquitecto y matemático cordobés, discípulo de Juan de Herrera, Juan Bautista Villalpando".

Los autores, ambos jesuitas, decidieron en 1580 emprender la compleja tarea de restituir la imagen del Templo del rey Salomón --edificio mítico en las tres grandes religiones monoteístas y que había sido destruido en tiempos del emperador Tito--, utilizando como guía la descripción que ofrece el libro de Ezequiel de la Biblia.

Rueda ha explicado que la empresa que emprendieron los dos jesuitas contaría con el apoyo crucial de Felipe II. "El rey, fascinado con la idea de la reconstrucción del Templo de Salomón e interesado en los paralelos que establecía con su proyecto para El Escorial y con su propio programa político y religioso, decidió financiarla, involucrándose, incluso personalmente, para que saliera adelante", ha comentado.

De este modo, Villalpando sería enviado a Roma a cargo del erario real en 1590, con el encargo de gestionar la edición de la obra, donde, además, se ganaría el apoyo personal y económico del papa Clemente VIII.

Tres volúmenes

"El resultado son los tres volúmenes de los que podemos disfrutar hoy. Con una edición cuidadísima y con uno de los aparatos gráficos más importantes de la época, para los cuales Villalpando contó con algunos de los mejores dibujantes e impresores de Flandes e Italia", ha comentado.

Se trata de una obra que aúna casi a partes iguales teología, arte y matemáticas y que gozaría de una rápida acogida positiva por parte de la comunidad intelectual internacional. Su influjo se dejaría sentir durante todo el Barroco europeo y en diferentes campos del saber.

Arquitectos como Borromini e Íñigo Jones o pintores de la talla de Nicolas Poussin o Philippe de Champaigne se sintieron fascinados por las ideas arquitectónicas y la erudición de las imágenes de la obra de los jesuitas andaluces.

Además, las numerosas ideas que Villalpando vuelca en el libro sobre matemáticas y física influyeron en la obra de algunos de los más importantes matemáticos y astrónomos de la Edad Moderna como Johannes Kepler, Isaac Newton, Marin Mersenne o Christoph Clavius.

Vínculo con el Humanismo y la provincia  

"Ambos autores guardan un estrecho vínculo con el humanismo y el Renacimiento de nuestra provincia. Prado era un baezano formado en su universidad, en la que llegaría a ocupar la cátedra de Sagradas Escrituras, impartiendo docencia más adelante en el Colegio Jesuita de Córdoba", ha señalado.

Junto a Villalpando residió varios años en el Colegio jesuita de Santiago de Baeza, mientras preparaban el proyecto del Templo. Villalpando, durante su tiempo en Jaén. Por empeño de su obispo Francisco Sarmiento de Mendoza, sería autor de los diseños para la terminación de la Catedral de Baeza, además de aportar ideas que resultarían determinantes para la continuación de la Catedral de Jaén a la muerte de Vandelvira.

"Una vez más, desde la Universidad de Jaén, queremos reivindicar a grandes personajes de nuestra provincia que, en muchas ocasiones, no reciben la consideración que debieren, como ha sido el caso de Jerónimo de Pardo. Además, a través de su figura y la de Villalpando, ponemos de relieve el papel de Baeza y de su Universidad durante la Edad Moderna", ha afirmado el rector.

La exposición se puede visitar hasta el 30 de junio y en paralelo se desarrollará una programación con visitas guiadas por el comisario y por alumnos de los másteres de Patrimonio y Arte Español de la UJA. Igualmente, se han previsto conferencias como la de Luis Gómez, 'La arquitectura de Dios. El humanismo frente al templo de Salomón', prevista el 12 de abril, así como visitas teatralizadas y 'scape room'.

 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN