Quantcast
El tiempo en: Jaén
Sábado 13/08/2022
 
Publicidad Ai

Sevilla

El juicio contra los taxistas que boicotearon un mitin de Susana Díaz será en julio

Finalmente, la comparecencia ante la magistrada se ha fijado para los días 21 y 22 de julio

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Momento de los altercados que se juzgarán.

El juicio contra ocho taxistas a quienes la Fiscalía atribuye un delito de alteración de orden de un acto electoral, ya que los acusa de impedir un mitin de Susana Díaz en un teatro de San Juan de Aznalfarache (Sevilla) durante la campaña andaluza de 2018, se ha aplazado hasta finales de julio.

La vista oral, que se desarrollará durante dos días, iba a comenzar este 29 de abril en el Juzgado de lo Penal número 2 de Sevilla, pero la magistrada se ha encontrado con problemas de agenda y el juicio se ha señalado para el 21 y el 22 de julio, según han informado fuentes del caso a Efe.

El Ministerio Público solicita una multa de 2.160 euros para cada uno de los ocho taxistas procesados, entre ellos el presidente de la Asociación Hispalense Solidaridad del Taxi, Antonio Velarde, como supuestos responsables de los incidentes que provocaron la suspensión del acto convocado por la entonces candidata del PSOE a la presidencia de la Junta de Andalucía.

Los hechos ocurrieron sobre las 19.15 horas del 22 de noviembre de 2018 cuando los acusados, todos ellos taxistas de profesión, se concertaron, según la Fiscalía, para, actuando conjuntamente con varias decenas más de miembros de ese gremio, acudir al Teatro Romero, en San Juan de Aznalfarache.

Según relata el fiscal en su escrito de calificación, al que ha tenido acceso Efe, Susana Díaz iba a celebrar allí un mitin a las 20.00 horas y los taxistas se desplazaron para "hacer visibles determinadas reclamaciones profesionales" contra los vehículos de transporte concertado (VTC) "y ejercer presión para su resolución", para lo cual "se ubicaron tanto en la entrada exterior como en el 'hall' de acceso al anfiteatro".

El Ministerio Público recuerda que "hicieron sonar bocinas y profirieron insultos contra los organizadores y asistentes, como 'hijo de puta', 'maricón', 'eres el perrito de Susana' o 'zorra socialista'", y que también "obstaculizaron el paso a quienes pretendían acceder al recinto".

De este modo consiguieron "cortar el paso hasta la única puerta de entrada que la organización había mantenido abierta para evitar el acceso a los alborotadores", con lo cual "impidieron la celebración del acto", que fue suspendido "para evitar más incidentes".

Por estos hechos, la Fiscalía reclama que cada encausado pague una multa de doce meses con una cuota diaria de seis euros.

El Juzgado de Instrucción número 1 de Sevilla procesó a los taxistas por un presunto delito electoral y de coacciones al considerar que "impidieron" la celebración del mitin "agolpándose en la puerta, empujando a los asistentes, lanzando insultos y golpeando la puerta de cristal del teatro".

Según la instructora, "llegaron a cerrar el cordón o pasillo de seguridad" montado por los responsables del PSOE, por lo que "la candidata no llegó a poder entrar".

Los taxistas acudieron al juzgado en abril de 2019 y se acogieron a su derecho a no declarar, aunque su abogado, Simón Fernández, explicó después que el aforo del teatro se completó, "por lo que no se impidió entrar a nadie", y que uno de los motivos de la suspensión fue que se perdió la llave de la puerta por donde debía entrar Díaz. 

TE RECOMENDAMOS